Ladrar

Ladrar

Cuando se educa desde una base donde prima el respeto, podemos descubrir y entender cosas como que gritar o regañar a un perro que ladra a otro perro no le va a ayudar en absoluto.

Los perros pueden ladrar por diversos motivos. Algunos lo harán solo si van atados, otros se lanzarán si van sueltos, esto dependerá de diversos factores.

Nosotros podemos ayudarles aportándoles seguridad, confianza, buscando perros adecuados para aprender, facilitándole otras alternativas a ladrar, pero JAMÁS podremos ayudarles si nos ponemos a “ladrar” como ellos, gritando, dando tirones, castigándoles, poniéndonos/les más nerviosos o haciendo aspavientos.

Podemos elegir entre ayudar a nuestro perro o por el contrario añadirle más miedos a una situación que, lamentablemente, no es capaz de gestionar.

Un comentario en “Ladrar

  1. Irene

    Buen artículo. Durante los paseos, casi siempre que pasamos delante de alguna casa con perros, estos nos ladran y se tiran contra la puerta. Por regla general mis perros pasan de largo, o les miran con cara rara, pero muy ocasionalmente mi perra les responde ladrando (me ha pasado 2-3 veces en todo el año). Obviamente no le digo nada a mi perra y seguimos el paseo. Mi pregunta es como sacar a mi perra de esa situación, yo creo que lo mejor es andar como si no pasara nada, con tranquilidad, ya que si la hago correr se excitará más. ¿Qué opinas? ¿Debería premiarla cuando deja de ladrar y continúa caminando? No quiero hacerlo mal si vuelve a suceder.

Comments are closed.